INICIO

Un rodete de la cueva de El Linar

Muy cerca de la cueva de Altamira, a unos 6 kilómetros, en la cueva de El Linar (Alfoz de Lloredo, Cantabria) un equipo de investigadores del Museo de Altamira encontró un objeto excepcional en la excavación arqueológica que realizaron en el lugar hace unos años. Ahora lo podemos contemplar en la exposición del museo, en

Seguir leyendo »

Dos rostros de mujer

Poner cara a las personas del pasado remoto e imaginar su aspecto nos ayuda a comprender cómo éramos en el inicio de nuestra Historia. Las personas de los tiempos de Altamira apenas se representaron a sí mismas, y en los grabados y esculturas que se conservan las figuras humanas poseen rostros muy esquemáticos. Probablemente las

Seguir leyendo »

Máscaras para ocultar, máscaras para evocar

En lo más profundo de la cueva de Altamira, allí donde termina este mundo y comienza otro, el camino se estrecha progresivamente hasta vernos obligados a reptar para recorrer la Galería Final. A lo largo de esos setenta metros de paredes irregulares encontramos bisontes, caballos, ciervos y muchas formas que no sabemos identificar. Al inicio

Seguir leyendo »

Altamira, Valor Universal Excepcional

UNESCO inscribió la cueva de Altamira en 1985 en la Lista de Patrimonio Mundial, distinguiéndolo así como uno de esos lugares con valor universal excepcional que conservar, como testimonio de nuestra forma de ser y estar en el mundo al inicio de nuestra Historia. El arte de las cavernas es una expresión humana universal. Hace

Seguir leyendo »

Verano en la cueva de Altamira

En la cueva de Altamira podemos contemplar unos veinte bisontes pintados que destacan entre el centenar de imágenes acumuladas a lo largo de veinte mil años en ese espacio especial conocido como Gran Techo de Altamira. Destacan por la viveza de su color rojo y por su tamaño, pintados todos con una técnica muy similar,

Seguir leyendo »

La calma de la pradera

En la cueva de Altamira, a pocos metros de su gran boca de entrada, pero ya en el umbral de la penumbra y la oscuridad, se abría un espacio cavernario singular, que resultó muy atractivo para las personas que frecuentaban este lugar en el inicio de nuestra Historia. En el techo de este espacio la

Seguir leyendo »